miércoles, 28 de noviembre de 2012

Psicomont: ABUSO SEXUAL INFANTIL: TEST DE PRUDENCIA 1ª PARTE


ABUSO SEXUAL INFANTIL . TEST DE PRUDENCIA DE LA UNIVERSIDAD INTERNACIONAL DE SEK  ¿Cómo conversar del abuso sexual con los niños?

Vamos a difundir algunas de las cosas que esta publicando nuestra compañera de la UNED Montse en su blog Psicomont sobre este tema. No voy a copiar lo mismo que ella tiene sino dirigiros a su blog. Considero que aunque eso sea algo menos cómodo para los que nos siguen tiene la ventaja de que su blog es bastante coherente con algunas temáticas, y desde luego mucho con el tema del Abuso Sexual Infantil. Por lo tanto prefiero que el trafico que genere a través de mis contactos en redes sociales sobre este tema vaya a su blog debido a que igual por falta de tiempo yo no publico todos los materiales que ella elabore sobre el tema.
O sea que haceos asiduos a lo que ella publica que os vendrá tan bien como me esta viniendo a mi.

martes, 27 de noviembre de 2012

“Yo quería sexo, pero no así”


Os recomendamos que leais este articulo de June Fernandez en eldiario.es ya que es un tema que ha tratado de una forma bastante adecuada para la forma de ser actual de nuestro país. Los tiempos y la gente va cambiando y por lo tanto la imagen mental que tenemos de lo que es una violación tambien debe ir adaptandose a las realidad. ¿Hasta que punto tenemos asumido que el sexo no es algo obligatorio independientemente de como sea el ambiente en el que se desarrolla?

jueves, 25 de octubre de 2012

Mi "Ex" está ya con otra persona

Publicado en la revista on-line Psicología.com

He descubierto que mi ex está con otra persona 

Un adiós puede suponer una etapa de inflexión en cualquier persona, no importa tanto el tiempo de relación como la entrega personal que ha habido hacia la otra persona. Cuando se pierde a alguien a quien se ama se necesita pasar por un periodo, que en psicología denominamos, duelo. Éste es un periodo de adaptación a cualquier pérdida que está compuesto por diferentes etapas que, a grandes rasgos, simbolizan sentimientos de incredulidad, profunda tristeza, rabia, pérdida de interés por la vida y, tras un largo periodo, incorporación a la vida cotidiana. El periodo de duelo no es algo sencillo de superar, muchas personas prefieren tomar "atajos" para evitar el sufrimiento de enfrentarse a la pérdida por lo que no terminan de afrontar los cambios que han ocurrido y, pueden permanecer "enganchados" sentimentalmente a sus ex parejas sin que el amor siga presente. 
Este tipo de situación suele darse con muchísima frecuencia y es que la ceguera que hay ante el amor es extraordinaria, ver y aceptar que la persona de la que uno ha estado enamorado no es lo que esperaba es algo que realmente cuesta a muchas personas, un impedimento para poder avanzar hacia una relación mejor y de encontrar el equilibrio personal. 

¿Qué sentimientos son los normales? 

Nada más enterarte de que tu Ex tiene a otra persona en su vida los sentimientos se disparan, pueden pasar desde la contradicción a la rabia y el dolor. Una de las preguntas que rápidamente aparecen en la mente es “¿Ya me habrá olvidado?” y tras esa, “¿Qué tendrá que no tenga yo?, ¿Cómo será?, ¿Le hará más feliz?, ¿Tan fácil soy de olvidar?” y un largo infinito de cuestiones que nunca tendrán respuesta. 
Cuando una relación se termina es necesario que haya un momento de reconstrucción, de volver a recoger todo el afecto y las esperanzas que se han puesto en otra persona y devolvérnoslas a nosotros mismos. Para ello, se necesita un tiempo a solas, un tiempo en el que sanar heridas, en el que poder mirar atrás con objetividad para ver qué fue lo que fallo, cuántos errores dependieron de la otra persona y cuántos de uno mismo. 
Pero en el caso de que te hayas enterado al poco de que te dejaran o, a pesar de que haya tenido lugar este paso, las inseguridades y las comparaciones aparecen, hay una herida narcisista que te recuerda que no eres el elegido, que esa relación en la que tanto te esforzaste no era lo que esperabas, no eres esa persona ni él/ella es tu persona. Esto a veces suele generar mucha contradicción porque uno piensa que estaba bien previamente, que ya lo había superado pero de repente todo cambia ¿Qué es el que ocurre entonces?

¿Cómo superar que mi ex esté con otro/a? 

En el caso de aquellas personas que han pasado página pero que al enterarse de que su Ex ha encontrado a otra persona todos los cimientos se le remueven, no tiene porqué estar relacionado con que no hayan superado la relación. Como hemos mencionado anteriormente, puede deberse a una herida narcisista en la que uno se compara con la nueva pareja que a veces es vivido como que está ocupando el lugar que fue de uno, también puede deberse a que en ese momento no haya encontrado de nuevo el amor o por problemas que pueda haber con la pareja actual. La verdad es que son múltiples las opciones que hay al respecto y, como siempre, cada persona es un mundo y cada historia es un caso único. Cuando uno está viviendo ese momento de primera mano parece que la sensación no va a terminar nunca, que los sentimientos de minusvalía no van a desaparecer pero la realidad es que no hay nada como el tiempo para poder sanar las heridas y ver todo desde otra perspectiva. 
Hay personas que consideran que "un clavo quita otro clavo". No puedo decir que esa sea la solución, hay personas a las que le sirve para rellenar el vacío que deja la persona amada, otros lo hacen simplemente para demostrarse que también pueden salir a adelante, otros simplemente para no pensar... Cualquiera de las razones que te plantees pueden ser consideradas un arma de doble filo ya que los temas del corazón pueden resultar impredecibles: uno puede enamorarse, disfrutar o al comparar los sentimientos que le hacía sentir la otra persona sentir aún un vacío más profundo. 
Apóyate en tu gente más cercana, de confianza, proponte nuevos retos y sueños que cumplir, hay un mundo de posibilidades ahí fuera, tanto amorosas como de todo tipo. No te juzgues porque la relación terminara, aprender a quererte a ti mismo, a ver tus virtudes y defectos, aceptarte, es la mejor solución.

miércoles, 24 de octubre de 2012

Sexualidad femenina en diversas culturas

Autora: Martín-Cano Abreu, Francisca
Editorial: Chiado
Páginas: 296
Encuadernación: Rústica 

SINOPSIS: 

Este libro es una investigación multidisciplinar que presenta la experiencia sexual de mujeres a través de todos los tiempos, escrita con una clara intención informativa a unos lectores que desconocen abolutamente el tema, ya que incluso los expertos no han profundizado tanto; es a la vez una defensa apasionada de la libertad sexual de las mujeres frente a las represiones que se les ha impuesto durante los últimos miles de años en la sociedad patriarcal, en un intento además de exigir el poder disfrutar desde bebé al derecho biológico al placer, contra la represión cultural patriarcal. En este libro Francisca Martín-Cano cuenta las vivencias sexuales de varias jóvenes en diversas escenas: una muchacha pasea por el campo y al encontrarse un apuesto joven decide abordarlo; Mitira se dirige con sus amigas a la cabaña en la que suelen pasar las veladas nocturnas; la princesa Faratia es mandada llamar por un colonizador... como pretextos para transmitir información sobre el tiempo y la historia en que están realizadas, desde los inicios de la cultura humana hasta la Edad del Bronce. Seguidamente describe en ensayo los conceptos técnicos que sistematizan esas conductas con datos: antropológicos, etnológicos, etológicos,... complementando la exposición con obras de arte que las explicitan y que fueron realizadas en sus momentos históricos. Y de esa forma describe y constata las divertidas prácticas sexuales de un mundo pasado y paradisíaco, que para la cultura occidental aún se halla oculto. Hasta que finalmente la crisis se hace notar y se produce la revolución que le pone fin y comienza la represora moral patriarcal, que impone el doble código machista para que las mujeres dejen de manifestar su actividad sexual.

El texto de la sinopsis la hemos tomado de lo que ha escrito en Librofilia Teresa Pérez Nieto y de las solapas del libro escrito por la propia autora Francisca Martín-Cano.

viernes, 24 de agosto de 2012

Una teoria darwiniana de la belleza: Denis Dutton (v.o.s.)



TED colabora con el animador Andrew Park para ilustrar la provocadora teoría de la belleza de Denis Dutton: que el arte, la música y otras cosas hermosas, lejos de estar simplemente en el "ojo del observador", son una parte estructural de la naturaleza humana, con orígenes evolutivos profundos.

miércoles, 22 de agosto de 2012

Separación matrimonial no es sinónimo de fracaso

Paulina Galindo Kiessling: 
Psicóloga de la Universidad de San Sebastian.

Pedro y Antonieta asistieron durante cuatro meses a psicoterapia. Una vez a la semana acudían a la consulta de un psicólogo, periodo en el cual comprendieron que no serían capaces de vivir por el resto de su existencia con las insatisfacciones que les generaba el estar juntos. ¿Un fracaso? No, en la medida que ambos se dieron cuenta de las dificultades, adoptaron una decisión y fueron capaces de llevar a la práctica esta opción. En palabras simples, tomaron las riendas de su vida. En una sociedad altamente demandante, no es extraño que las parejas vivan situaciones complejas en que sientan que ya no vale la pena continuar. 
Paulina Galindo Kiessling, psicóloga y coordinadora académica de Psicología de la Universidad San Sebastián, dice que por un asunto sociocultural, por lo general, son las mujeres las que en mayor proporción piden ayuda profesional. Eso ocurre porque se sienten más sobreexigidas, debido a que cumplen diversos roles como trabajadoras, madres, esposas y dueñas de casas. 
A pesar de los cambios sociales, el machismo continúa imperando en las relaciones de pareja, por ende, ellas siguen percibiendo una carga extra de trabajo. “Pero en este punto es importante desmitificar aquello de lo justo e injusto en las relaciones. Lo que pasa es que muchas mujeres llegan a la consulta diciendo que es injusta la situación que viven, pero las relaciones nunca son totalmente equitativas y la clave es aceptar esas diferencias”. 

REQUISITO: ESTAR DE ACUERDO 
En cuanto a la psicoterapia, Paulina recalca que el éxito no implica necesariamente que la pareja continúe unida. En muchos casos el proceso sirve para que se den cuenta de que deben tomar caminos separados. La experta puntualiza que una psicoterapia, dependiendo del motivo de consulta, puede extenderse por unas 12 sesiones, una o dos veces a la semana. En el caso de aquellas convencionales, duran unas 20 sesiones, lo que se traduce a seis meses e incluso un año. 
Para iniciar una psicoterapia, dice la psicóloga de la USS, lo primero es que ambos visualicen que existe un problema. Sucede muchas veces que aquello que genera insatisfacción en un miembro, no es motivo de inquietud para el otro. Lo segundo básico es que ambos estén de acuerdo en comenzar una psicoterapia. 

DIÁLOGO PREVIO 
La psicóloga plantea que en la actualidad resulta común escuchar a las personas comentar que “la única solución es realizar una terapia”, como una forma de solucionar los problemas. De esta manera, esperan del exterior el equilibrio, sin existir previamente un análisis y una búsqueda de las razones de conflicto, lo que en un inicio podría reflejar las dificultades en el estilo comunicacional. 
Recomienda, antes de pedir ayuda profesional, escuchar al otro, realmente prestando atención, lo que “resulta en sí un proceso terapéutico, ya que las personas se sienten validadas en sus sentimientos, lo que permite una importante descarga emocional”. 
Agrega que proteger la diada conyugal también es relevante, ya que lo común, en función del poco tiempo para generar actividades fuera del trabajo, es que todas las actividades sean en función y con los hijos. Sin embargo, el salir solos genera espacios de involucramiento emocional preponderantes para el proceso de la intimidad, confianza y sentimiento de trabajo en equipo. 
“El generar espacios de diálogos que permitan comunicar de forma explícita qué tarea le corresponde desarrollar a cada uno, también es una estrategia eficiente, ya que son indicadores de acuerdos y negociaciones a las que han llegado a partir de las diferentes conversaciones y no son resultado de situaciones autoimpuestas o impuestas por el otro, lo que favorece la visión de equidad dentro de la pareja”, puntualiza. 

PROBLEMAS MÁS FRECUENTES 
Infidelidades, problemas económicos, falta de empatía, desacuerdos en la crianza de los hijos y suma y sigue. Los problemas de pareja son diversos y responden a distintas causas. 
Paulina Galindo comenta que hablar de pareja y sus problemas “es ingresar a un mundo de múltiples variables que incluyen entre otros el tipo de comunicación existente, expectativas, frustraciones y gratificaciones previas, proyecciones e ideales como elementos constitutivos de una relación sana, sin olvidar claramente el sentimiento que los une”. 
Plantea que los conflictos más frecuentes son aquellos que “se relacionan con el poder, la intimidad y la sexualidad, los cuales se enmarcan dentro de las creencias personales de que es lo correcto, pero en el que también influyen factores socioculturales que indican cuáles son los parámetros esperables dentro de una relación”. 
Un aspecto clave es el poder y éste se vincula con la percepción “de cuánta responsabilidad se asume dentro de la pareja, lo cual abarca desde el cuidado de los hijos, hasta la organización de las finanzas”. 
Debido a lo anterior, “lo habitual es que quienes perciban tener mayor poder dentro de la pareja, sentirán que también tienen derecho a mayores beneficios y la posibilidad de realizar más exigencias, ya que son ellos quienes tienen mayor responsabilidad, por lo que deben ser recompensados”. Un mal comienzo, si quiere solucionar sus problemas de pareja.

Publicado originalmente en: 

miércoles, 8 de agosto de 2012

Trabajo del suelo pélvico como prevención de enfermedades y promoción del placer

El ejercicio activo con el suelo pélvico no es solo cosa de mujeres mayores y que han dado a luz. Debe trabajarse prematuramente para prevenir enfermedades importantes como la incontinencia urinaria y para promocionar ventajas importantes en la obtención de placer 


¿Qué es el suelo pélvico? 

Podríamos decir que el suelo pélvico es una red muscular que, principalmente tiene la función de sostén de diferentes órganos como pueden ser la vejiga, el recto o el útero, a los cuales mantiene en suspensión en contra de la fuerza de gravedad. Cuando esta red muscular está ejercitada, conseguimos que los órganos que sujeta estén en su posición. Sin embargo, cuando estos músculos no están tonificados, se produce cierta caida de los mismos que puede dar problemas y molestias. 


Complicaciones producidas por la falta de tonicidad del suelo pélvico 

En el caso de la mujer, la complicación más frecuente y conocida es la incontinencia urinaria, especialmente de esfuerzo. Pero puede existir también alteración en la lubricación vaginal así como disminución de la sensación orgásmica y prolapsos (salidas al exterior de órganos como la vejiga o el útero) En el varón se pueden producir complicaciones relacionadas con la erección. 

¿Cuándo se debe empezar a trabajar la musculatura pélvica? 

Aunque solemos escuchar que es recomendable ejercitar estos músculos tras el parto, es importante empezar a trabajarlos de manera precoz. El estilo de vida que existe actualmente en las sociedades occidentales y, el sedentarismo especialmente, hace que, incluso a edades tempranas, se presente cierta alteración del tono muscular. 

 
¿Cómo se trabaja el suelo pélvico? 
  • Ejercicios de Kegel: La manera más sencilla de trabajar sobre estos músculos es mediante los conocidos como "Ejercicios de Kegel". Estos, fueron creados por el Dr. Arnold Kegel para el fortalecimiento del suelo pélvico. Existen muchas maneras de realizarlos, pero todas ellas están basadas en la contracción y relajación del músculo pubococcígeo, que es el principal músculo del suelo pélvico. Una manera de comprobar que se está realizando bien el ejercicio es introduciendo las primeras veces uno o dos dedos en la vagina y contrayendo la musculatura pélvica hasta apretarlos. Otra forma consiste en, colocar dos dedos en la carne que queda situada entre la vagina y el ano ( o base de los testículos y ano en el caso del varón) estando en la posición tumbada, con las piernas flexionadas y realizando la contracción, sintiendo como el ano se eleva y observando un ligero movimiento de los dedos hacia nuestro cuerpo. En el movimiento de relajación, se debe observar un ligero movimiento de los dedos hacia la posición inicial. La técnica conocida de interrumpir el "chorro" de orina está desaconsejada, ya que favorece la aparición de infecciones urinarias. Una vez que se está familiarizado con el movimiento muscular, se puede realizar en cualquier momento y lugar. Es importante ser constante y alcanzar aproximadamente unas 200-300 repeticiones diarias, aunque inicialmente se puede empezar con un número más reducido de repeticiónes. 
  • Gimnasia abdominal hipopresiva: Introducida recientemente por Marcel Caufriez, mediante la cual se trabaja la musculatura pélvica así como la musculatura profunda del abdomen, la cual sujeta los órganos pélvicos y protege a la columna vertebral. Es importante practicarla bajo la supervisión de un profesional inicialmente para su correcta realización y alineamiento corporal. 
  • Bolas chinas: Este juguete erótico es en algunos casos un buen aliado para el trabajo del suelo pélvico. No obstante es recomendable una valoración de la musculatura pélvica para comprobar si, en cada caso particular está indicado o contraindicado. En el caso de utilización no es recomendable empezar con unas bolas chinas dobles. Se debe comenzar con una sola bola e ir incrementando paulatinamente el peso. En el mercado existen ya ciertas bolas que incluyen varios pesos para ir combinándolos a medida que se avanza en el entrenamiento. 
Otros aspectos que favorecen el mantenimiento de un buen tono muscular pélvico son el ejercicio activo, los orgasmos o maniobras preventivas como contraer la musculatura al toser, estornudar o reir a carcajadas. Un suelo pélvico bien entrenado nos ayudará a prevenir la incontinencia urinaria y nos potenciará y mejorará las condiciones físicas para mejorar el placer en muchas de las prácticas eróticas. 

Articulo original escrito por: Ruth Arriero de Paz Enfermera y sexóloga

jueves, 2 de agosto de 2012

El sexting entre menores ha aumentado con los smartphones


Los especialistas en delitos informáticos Pere Cervantes y Oliver Tauste dan consejos a los padres para que sus hijos no corran riesgos en internet en esta entrevista de La Vanguardia.

miércoles, 1 de agosto de 2012

Sexting (material de trabajo)


 Si te sacas una fotografía erótica y se la envías a alguien mediante un móvil o Internet, pierdes inmediatamente el control sobre dónde podrá acabar algún día. Y si se la sacas a alguien, asegúrate de tener su permiso y de las implicaciones que podría tener perderla o que te la robasen. Y, por supuesto, tener permiso para sacar una foto a alguien para uso privado ¡no significa que tengas permiso para difundirla!

 

Si te llega una foto o vídeo de algún/a conocido/a, no colabores en su expansión pues podría tener consecuencias graves tanto para él/ella como para ti.

 

No le solicites a nadie ese tipo de fotografías puesto que aunque tú no tengas malas intenciones, alguna tercera persona podría hacerse con ellas y haceros mal a ti o a tu novio o novia. 

Un estudio demuestra que los hombres y las mujeres tienen las mismas fantasías sexuales

La encuesta de la Universidad de Granada
se ha realizado a 2250 españoles de 18 a 73 años.
Un estudio realizado en la Universidad de Granada ha demostrado que no existen diferencias significativas entre las fantasías sexuales que experimentan habitualmente los hombres y las mujeres, ya que ambos sexos fantasean con aspectos íntimos o románticos que involucran a la pareja o persona amada. Además, los hombres tienen más fantasías sexuales (positivas y negativas) que las mujeres, lo que confirmaría, a juicio de los investigadores, la vieja creencia de "ellos piensan más en el sexo que ellas". 

Para llevar a cabo esta investigación, sus autores trabajaron con una muestra formada por 2.250 españoles (49,6% hombres y 50,4% mujeres), con edades comprendidas entre 18 y 73 años y que mantenían una relación de pareja heterosexual de, al menos, 6 meses. Los científicos obtuvieron la información a través de una encuesta recogida de modo incidental, para lo que contaron con la participación de institutos provinciales de educación permanente de varias ciudades andaluzas, centros de educación de adultos, talleres de empleo, la Biblioteca Pública Municipal de Granada y varias facultades de la Universidad de Granada y Complutense de Madrid. 

Los resultados obtenidos indican que casi el 100% de hombres y mujeres ha experimentado alguna fantasía sexual de modo placentero y agradable a lo largo de su vida, y en torno el 80% de la muestra encuestada informa haber experimentado, al menos, una fantasía sexual de forma negativa o desagradable en algún momento. 

Diferencias por sexos 

Sin embargo, existen diferencias cuando se compara la frecuencia con que se tienen determinadas fantasías en ambos sexos. En concreto, los científicos observaron que las mujeres experimentan de modo agradable, con mayor frecuencia que los hombres, fantasías de tipo íntimo y romántico, teniendo estos pensamientos aproximadamente algunas veces al mes. Sin embargo, los hombres piensan con mayor frecuencia que ellas en actividades exploratorias, relacionadas con sexo en grupo o búsqueda de nuevas sensaciones, como “Ser promiscuo”, “Intercambio de parejas” o “Participar en una orgía”. La frecuencia de esta fantasía va desde “alguna vez en la vida” a “alguna vez al año”. 

Las fantasías sexuales que son experimentadas de un modo más desagradable o no placentero son las relacionadas con temas de sumisión sexual. En concreto, se encuentra que las mujeres piensan, de modo más frecuente que los hombres, en “Ser presionada a mantener relaciones sexuales”, teniendo este pensamiento alguna vez en la vida. Los hombres, sin embargo, tienen el pensamiento de participar en actividades homosexuales con una connotación negativa de modo más frecuente que las mujeres, experimentándose alguna vez en la vida. 

Los autores de este trabajo son los investigadores Nieves Moyano Muñoz y Juan Carlos Sierra Freire, del departamento de Personalidad, Evaluación y Tratamiento Psicológico de la Universidad de Granada, quienes han realizado el primer trabajo que aborda la evaluación de las fantasías sexuales como pensamientos positivos y negativos en España. Los resultados se publicarán en otoño en la revista “Anales de Psicología”. 

En la actualidad, pretenden estudiar si vivir las fantasías sexuales de un modo negativo o desagradable resulta disfuncional para el pleno desarrollo de determinadas conductas sexuales. Para ello, solicitan la colaboración de personas adultas (mayores de 18 años) que mantengan una relación de pareja de al menos 6 meses.

Para participar, sólo hay que contestar a una serie de preguntas, en las que se garantiza anonimato y la máxima confidencialidad.

La encuesta está disponible en el siguiente enlace: http://encuestasexualidad.ugr.me/ 

Los investigadores de la UGR advierten de que tener fantasías sexuales “favorece aspectos como el deseo o la excitación sexual, por lo que son un indicador de salud sexual”. En el marco de la terapia, creen que es necesario tener en cuenta, además de la presencia o ausencia de las fantasías, la actitud que presenta el paciente hacia éstas. 

Más información: www.ugr.es

Sexting: una práctica entre adolescentes

La intimidad y la integridad de los jóvenes involucrados están en juego 

Escrito por Fernando Tomeo y publicado en LA NACION 

El sexting es una realidad y aquel que tiene hijos menores de edad lo puede comprobar. Su réplica ha venido de la mano de las nuevas tecnologías de la información y comunicación. Esta práctica habitual entre adolescentes consiste en el envío de contenidos eróticos (fotos o videos generados por ellos mismos) a otras personas mediante teléfonos móviles, correo electrónico, redes sociales o webcam con chat incluido. 
Son los propios adolescentes quienes se filman o se fotografían y distribuyen imágenes de alto voltaje entre sus amigos sin tener conciencia del alcance que ese material podrá tener en Facebook o en el propio BB Messenger. 
En muchas ocasiones estos contenidos llegan a manos de pedófilos, quienes mediante su utilización pueden llevar adelante acciones de extorsión (sextorsion) amenazando con exhibir dicho material a los padres o amigos de los jóvenes involucrados. La extorsión puede arrojar, en algunos casos, daños a la integridad moral y psíquica de las víctimas. Esta modalidad de exposición personal requiere una debida concientización de los padres y un acertado compromiso de las autoridades escolares para su consideración "en clase". 
La intimidad y la integridad de los jóvenes involucrados están en juego. Ello sin perjuicio de la repercusión que dichos contenidos (fotos en particular) podrán generar en el futuro laboral de los interesados: no olvidemos que en la actualidad una búsqueda laboral supone un "previo googleo del candidato" y cuando las fotos colgadas on line no son felices las posibilidades laborales se diluyen como agua entre las manos. 
El sexting tiene, en muchos casos, directa vinculación con la usurpación de identidad digital. Bajo esta modalidad delictiva (aún no legislada) es usual que un pedófilo "se haga pasar por otro" (generalmente un personaje reconocido en el mundo de la moda o del espectáculo), y mediante la identidad usurpada lleve adelante las acciones de extorsión. La identidad falsa facilita el contacto con el menor que proporciona al pedófilo el contenido (fotos y videos) que luego será utilizado para extorsionarlo. 
En la actualidad, existe un proyecto de ley presentado en el Congreso de la Nación por los senadores María de los Angeles Higonet y Carlos Alberto Verna que incorpora al Código Penal el art. 138 bis con la figura de la suplantación de identidad digital (Proyecto S-1312/12) y establece penas que van de 6 meses a 3 años de prisión para aquel que creare o utilizare la identidad de otra persona a través de Internet o cualquier otro medio electrónico para dañar, extorsionar, injuriar o amenazar a otro. El proyecto que comentamos, en caso de convertirse en ley, si bien no podrá operar como una "solución mágica" para este tipo de problemáticas, sin duda aportará una herramienta legal que permitirá a los jueces sancionar este tipo de conductas con un figura penal adecuada a los casos concretos que presenta la realidad. 
Por otro lado, sería conveniente que junto a la legislación específica se considere la creación de un centro de atención a las víctimas con los recursos y personal capacitado necesario para la investigación y persecución de estos delitos informáticos junto con una Fiscalía o unidad de investigación especializada en estas problemáticas, que pocos funcionarios judiciales conocen en atención a la celeridad y nuevas modalidades delictivas que ofrece el universo de Internet.

Recomendamos que os paséis por la entrada sobre el tema de Wikipedia. Es un tema que pensamos desarrollar mejor en nuevas entradas de este espacio.

viernes, 27 de julio de 2012

¿Por qué se ve a las mujeres como objetos sexuales?


El cerebro humano procesa de distinta forma las imágenes de hombres y mujeres: 
a ellos se les ve como un todo, a ellas se les percibe "por partes", 
revela una investigación en Estados Unidos. 

Se percibe a los hombres como un todo
y a las mujeres por partes.
Esta tendencia a procesar las imágenes femeninas por partes, dice el estudio publicado en European Journal of Social Psychology (Revista Europea de Psicología Social), explica la inclinación a ver a las mujeres como objetos sexuales. Y lo más sorprendente, afirman los científicos, es que no es sólo el cerebro de los hombres el que percibe de esta forma. También el de las mujeres se comporta así. 
Los investigadores de la Universidad de Nebraska-Lincoln creen que los hombres lo hacen porque están buscando parejas potenciales. Y para las mujeres es una forma de compararse a sí mismas con "la competencia". 
"Continuamente escuchamos que las mujeres son reducidas a sus partes corporales sexuales. Escuchamos sobre estos ejemplos en los medios de comunicación todo el tiempo", explica la profesora Sarah Gervais, la psicóloga que dirigió el estudio. "Ahora podemos decir que no sólo los hombres lo hacen. Las mujeres también perciben a las mujeres de esta forma", agrega. 

Procesamiento local 

Se sabe que para procesar la información visual el cerebro utiliza distintas herramientas: puede percibir el objeto en su totalidad, el llamado procesamiento global, o como una colección de distintas partes, el procesamiento local. 
El procesamiento global es utilizado principalmente cuando se trata de reconocer a personas. Para ello el cerebro no se enfoca sólo en la forma de la nariz, por ejemplo, sino procesa el lugar donde la nariz se encuentra en relación con los ojos y la boca, es decir la cara como un todo. El procesamiento local, por otra parte, se utiliza principalmente para reconocer objetos. Cuando el cerebro percibe una casa, por ejemplo, procesa sus partes: su puerta, sus ventanas, etc. 
Tal como explican los investigadores, nuestro cerebro puede reconocer una casa mirando únicamente su puerta. Pero es poco probable que pueda reconocer a una persona mirando sólo un brazo o una pierna. 
Para investigar si nuestro cerebro utiliza estos mismos procesos cognitivos en el reconocimiento de hombres y mujeres, la doctora Gervais y su equipo llevaron a cabo una serie de experimentos.
Los participantes, más de 220 hombres y mujeres, debían mirar una fotografía -no sexual- del cuerpo completo de un joven varón o mujer vestidos. Después de una breve pausa se les mostraban dos nuevas fotografías juntas en la pantalla: una era una parte de la fotografía mostrada anteriormente, la otra también era una parte de la fotografía original pero con una leve modificación en un área corporal sexual, como los senos o la cintura. 
Los participantes debían indicar rápidamente cuál de estas dos imágenes era la que habían visto previamente. 
Los resultados mostraron que cuando se presentaban las fotografías de los hombres, los participantes utilizaban el procesamiento global, porque reconocían al individuo en la imagen que los presentaba como un todo, es decir, con el procesamiento global. Pero cuando miraban las imágenes de mujeres, los participantes utilizan el procesamiento local porque reconocían a la mujer por sus partes individuales, es decir estaban poniendo más atención en las partes individuales del cuerpo. 
Las imágenes mostradas, además, eran de individuos comunes y corrientes, lo cual revela que esta tendencia a "cosificar" a las mujeres ocurre con todas ellas, no sólo con quienes son "llamativas". "Esto no es algo que sólo afecta a las supermodelos o a las estrellas porno" explica la doctora Gervais. 
"El procesamiento local es la base de la forma como percibimos los objetos: las casas, los autos, etc.". "Esto no es algo que sólo afecta a las supermodelos o a las estrellas porno" explica la doctora Gervais. "Pero con las personas no deberíamos hacer esto. No deberíamos descomponer a la gente en sus partes. Pero cuando se trata de las mujeres lo hacemos, lo cual es realmente sorprendente". "Las mujeres son percibidas de la misma forma como vemos a los objetos", señala la investigadora. 
Lo que sorprendió a los investigadores fue que independientemente del género, todos los participantes, hombres y mujeres, percibían a los hombres "globalmente" y a las mujeres "localmente". "Esto puede tener distintos motivos. Los hombres lo hacen porque están buscando parejas potenciales, mientras que las mujeres lo hacen para compararse a sí mismas con las demás", dice la doctora Gervais. Los investigadores esperan ahora llevar a cabo más estudios para encontrar formas de cambiar estos hábitos. "Basados en estos hallazgos -dice Sarah Gervais- hay varias avenidas que podemos explorar".

jueves, 19 de julio de 2012

Vuelve la doble moral: los jóvenes se casan con chicas "bien" pero ligan con las promiscuas

UN ESTUDIO DEMUESTRA QUE LA INFIDELIDAD LES DUELE MÁS A LAS MUJERES 

Articulo publicado en El Confidencial

Al contrario de lo que podría esperarse, la juventud mantiene los estereotipos sexuales de tiempos pasados y los perpetúa con sus actitudes. Pero, a la vez, muchos jóvenes, en especial las chicas, mantienen actitudes sexuales mucho más abiertas y activas que hace años, lo cual provoca choques inevitables entre unas y otras ‘filosofías’ de cama. Estamos asistiendo a una batalla de mentalidades. 
Por una parte, los jóvenes se están volviendo más conservadores, asegura Jesús M. Canto Ortiz, profesor de Psicología de la Universidad de Málaga, en parte gracias a un movimiento pendular. “La gente de cierta edad se creyó lo de la revolución sexual y decía que el sexo podía realizarse sin amor, que no se podía censurar a una persona por haber estado con otra, que los celos eran simple egoísmo. Ante el fracaso de esas ideas, nos hemos ido al otro extremo, como si dijéramos que ya que eso no vale, nos vamos a la postura opuesta”. 
Eso lleva a situaciones paradójicas, ya que al chico no le importa relacionarse con mujeres que tengan relaciones sexuales con frecuencia, pero cuando se trata de establecer una relación de pareja, sí le importa, y mucho su pasado sexual. “La vieja doble moral está ahí, esa que decía voy con putas pero me caso con la virgen, está cobrando nuevas expresiones”. 
Además, este viraje hacia el conservadurismo viene apoyado, asegura Canto Ortiz, en estudios genéticos y neuropsicológicos que exageran las diferencias “cuando dicen que la mujer es más emocional y el hombre menos, se suele entender que el hombre no lo es en absoluto y que la mujer lo es siempre, lo que dista mucho de ser cierto. Eso de el hombre es de Marte y la mujer de Venus es una simplificación”. 
Canto ha publicado, junto con Pilar Moreno, Jesús San Martín, Fabiola Perles, Gianluigi Moscato y Rosa María Reyes, el artículo Celos y sexismo: un estudio intercultural y que indaga en las diferencias entre hombres y mujeres a la hora de enfrentarse a la infidelidad. 
El estudio se realizó con dos grupos de personas: uno español (compuesto por 200 mujeres y 117 hombres) y uno cubano (102 mujeres y 98 hombres), que desvelaron algunas diferencias en cuanto a la percepción del dolor en los dos tipos de infidelidades, la emocional y la sexual. 
En la muestra española, tanto hombres como mujeres escogieron la emocional como la peor infidelidad, la más estresante, mientras que los cubanos no se ponían de acuerdo. Para los hombres, la peor infidelidad fue la sexual (en un 64% de los casos), mientras que en el caso de las mujeres, un 50% consideraba también la peor la sexual, y el otro 50% pensaba que era peor la emocional. 
Lo que sí quedó más claro fue el hecho de que cualquier tipo de infidelidad le provoca más dolor, en general, a las mujeres que a los hombres. Además, el estudio confirma que las mujeres tienden a manifestar las emociones con más intensidad que los hombres y que las personas más celosas son las que más afectadas se ven por la infidelidad sexual. 
“No hablamos de los celos en el estudio desde una perspectiva patológica. No estamos intentando encontrarles una explicación psicológica, sino que los vemos como algo común. En ese sentido, hemos tratado de analizar qué diferencia a los hombres y a las mujeres, No podemos decir que las diferencias sean debidas íntegramente a la cultura ni tampoco que sea algo puramente instintivo. Desde luego, este es un factor, pero también afectan variables culturales como el sexismo o la cultura del honor”, añade Canto.

miércoles, 18 de julio de 2012

Los californianos aprenden de sexólogos valencianos

Un grupo de americanos del Máster de Migraciones estudia el impacto de un programa de salud sexual en población inmigrante de Valencia. 

Publicado en Levante emv 

Un grupo de quince estudiantes de la Universidad del Sur de California que realizan el Master Internacional en Migraciones de la Universitat de València visitaron ayer el centro de salud Fuente de San Luis para conocer los resultados del programa Mihsalud, un intervención de salud pública que comenzó hace cinco años en la ciudad de Valencia para promover buenos hábitos de salud sexual y reproductiva en poblaciones vulnerables de inmigrantes y colectivos desfavorecidos. 
En la iniciativa participan ocho centros de salud de los departamentos Valencia-Doctor Peset y Clínico-Malva-rosa junto con la Asociación para la Cooperación con Ecuador (Acoec). 
El psico-sexólogo Felipe Hurtado del centro de salud Fuente de San Luis informó a los visitantes que el 45 % de las personas que acudían al servicio de orientación sexual era de origen inmigrante, la mayor parte (35 %) latinoamericano. 
De los 829 demandantes de ayuda solo un 11,7 % tenía estudios universitarios, el 31 % se dedicaba a la limpieza o a cuidar personas y un 4 % ejercía la prostitución. El primer motivo de consulta era la demanda anticonceptiva, seguida de la solicitud de aborto y sobre sexualidad. 
Hurtado destacó que la tasa de gestación de las mujeres inmigrantes superaba claramente a la de las españolas y que la edad de las relaciones sexuales era similar (18 años) en ambos grupos de población, así como las infecciones de trasmisión sexual (5 %). El programa ha movilizado a más de 3.500 personas en cinco años en temas de salud infantil y prevención de la violencia de género, que es una de las áreas que más interés suscita entre los participantes para intentar atajar cualquier incidentes que se produzca.

lunes, 16 de julio de 2012

Orgasmos múltiples femeninos


Es como si después de llegar a la cima se volviera a la fase inicial, renovando los estímulos y provocando que el orgasmo se repita una vez tras otra. Llegando al orgasmo múltiple. La masturbación es la mejor manera para cualquier persona, sea hombre o mujer, de aprender todo acerca de sus cuerpos y acerca de lo que ellos aprecian sexualmente. Así, cuando se masturbe, debería estimularse hasta estar al borde del orgasmo, para luego hacer una pausa, frenarse, esperar y continuar en un grado menor. Se debe repetir el proceso entero hasta que ya no se sea capaz de rechazar otra interrupción, y entonces se podrá alcanzar el punto culminante. La solución tántrica es de una gran sencillez: prolongar la franja última, la más intensa y la más interesante, y para eso, inhibir el espasmo.

lunes, 9 de julio de 2012

¿Por que amamos y engañamos?: Helen Fisher (v.o.s.)


La antropóloga Helen Fisher aborda el delicado tema del amor explicando su evolución, sus fundamentos bioquímicos y su importancia social. Concluye su charla con una advertencia sobre el desastroso potencial inherente en el abuso de antidepresivos.

Fobias sexuales estrictamente masculinas

En materia de fobias sexuales todo parece indicar que los hombres le llevan la delantera al género femenino (si bien debe puntualizarse que estas fobias no son exclusivas del género masculino aunque su manifestación en las mujeres es muy extraña). 
Iniciando la lista de las fobias sexuales eminentemente masculinas puede hablarse del miedo a las vírgenes o a las chicas jóvenes, este temor intenso se denomina: partenofobia. Por supuesto, estas personas son perfectamente conscientes de que su miedo es irracional pero cuando lo intentan enfrentar suelen desatarse ataques de pánico. Este miedo les hace recluirse en sus casas ya que temen salir al exterior y encontrase con chicas vírgenes (o en que en su imaginación son vírgenes). Por supuesto, en la misma medida en que la persona envejece esta fobia puede recrudecerse y afectar aún más sus relaciones interpersonales ya que aumenta el rango de edad considerada como "joven". 
En estrecha relación con esta fobia puede hallarse la caliginefobia o el miedo a las mujeres hermosas. Como pueden presuponer sus efectos son sumamente incómodos para quien las padece ya que en muchas ocasiones les resulta prácticamente imposible estar en el trabajo o en cualquier otro lugar público donde estén mujeres bellas. Generalmente esta fobia está causada por una mala experiencia en el pasado relacionada con una mujer hermosa, de forma que la persona estableció una conexión errónea entre las mujeres bellas y la existencia de un peligro. 
En sintonía con estas fobias pero con un perfil mucho más amplio y por lo tanto, más restrictiva aún de la independencia de la persona, se encuentra la ginefobia; el miedo a las mujeres en sentido general. Normalmente se relaciona con una experiencia traumática sufrida en edades tempranas en la que intervino alguna mujer. 
Otras personas presentan un miedo más específico: a los genitales femeninos, ésta sería la eurotofobia o colpofobia. En las personas que desarrollan este trastorno suele ser común la existencia de otras fobias relacionadas con el sexo como la erotofobia, la coitofobia o la nudofobia. Realmente la colpofobia es un desorden bastante raro cuyas causas aún no han sido especificadas si bien algunos especialistas hipotetizan que quienes la sufren han sido víctimas de la exposición vulgar de los genitales femeninos, ya sea en un filme o porque han sido víctimas de acoso sexual en edades tempranas. 
También existen personas que temen a las prostitutas o a contraer enfermedades de transmisión sexual, es la cipridofobia. Usualmente la sufren aquellas personas que han tenido una educación puritana y muy restrictiva. Si bien también puede evidenciarse en personas que son muy sugestionables, una vez que conocen con exactitud las posibilidades reales de contraer una enfermedad. 
Para ponerle punto final al recorrido por las fobias de contenido sexual eminentemente masculinas no puede faltar la falofobia o el miedo a tener una erección; y creo que ésta no necesita más explicación. 

Escrito por Jennifer para Rincón de la Psicología

Afrodisiacos: Deseo de deseo


El origen de los afrodisíacos se remonta mucho antes que la antigua Grecia y no hay cultura antigua o moderna que no cuente con diversas plantas estimulantes. El término afrodisíaco proviene de Afrodita, diosa griega del Amor, que surgió desnuda de la espuma del mar de Cythera en el siglo VI, a. de C.; Homero la señala en su himno como responsable de poner el deseo en las fieras, los hombres y los dioses, hasta hacer extraviar la razón de Zeus. La primera mención de los afrodisíacos procede de unos papiros egipcios de los años 2200 y 1700 a de C. Tambien en la Biblia (Antiguo Testamento - Génesis 30: 14 y 15), en los libros de amor de La India (Kama Sutra y Ananga Ranga), en la Antigua Grecia y en las recetas de los árabes, se mencionan estas "sustancias milagrosas". Los primeros afrodisíacos eran plantas y alimentos, cuya forma se parecía mucho en su estado natural a los órganos sexuales masculinos o femeninos o compartían el mismo perfume que las secreciones sexuales.

viernes, 6 de julio de 2012

Brujas: La alquimia del deseo

Matrimonio tabu: Infidelidad homosexual


Puede que no haya una escena más impactante en la vida de una pareja que descubrir que uno de los cónyuges tiene una relación con otra persona. El dolor es aún mayor cuando se trata de una infidelidad gay. Aunque cada vez es menos frecuente, el que una esposa se entere de que su marido le es infiel con otro hombre sí sucede en la vida real: "Hubo un período, a principios y mediados de los 80, en que estas situaciones fueron comunes. Tiene que ver con la aparición del Sida: las mujeres empezaron a infectarse con el VIH y así se enteraban de que sus maridos tenían relaciones con otros hombres". En EEUU., según una encuesta del The New York Times, se estima que 1,7 millón a 3,4 millones de mujeres están o estuvieron casadas con un hombre gay. En esa nación, uno de los casos más conocidos fue el del ex gobernador de Nueva Jersey, James McGreevy, quien tras darlo a conocer se separó de su segunda esposa.

lunes, 25 de junio de 2012

El deseo: Medicina tradicional china


Los afrodisíacos naturales han existido desde mucho antes de la antigua Grecia. Desde siempre, todas las culturas desde la antigüedad hasta los tiempos modernos, han contado con diferentes tipos de alimentos y plantas estimulantes como afrodisíaco natural. Antiguamente, cuando los griegos y los romanos querían experimentar sensaciones más intensas en su vida sexual, bebían un poco de un líquido que se llamaba Satirión. Éste líquido se sacaba de una especie de orquídea que tenía bulbos en forma de testículos. En la medicina tradicional china se usaban afrodisíacos naturales a base de hierbas. Uno de estos afrodisíacos eran el ginseng, que se decía tenía el poder de potenciar la longevidad y el vigor sexual. Los árabes encontraban los afrodisíacos naturales en los perfumes y fragancias. Los sajones usaban plantas que tenían una apariencia fálica, como las zanahorias y los espárragos. Hoy en día también se consideran afrodisíacos las bebidas alcohólicas.

miércoles, 20 de junio de 2012

Pudor sexual: Lo Prohibido


Hay varias maneras de enfocar el pudor: a) Una clásica, que lo presenta no tanto como una virtud sino como un sentimiento, vinculado a cierto tipo de manifestaciones. Es un sentimiento que se confunde con el de la vergüenza. Cuando falta se habla de desvergüenza. b) Otro modo de afrontar el pudor es el de los filósofos llamados personalistas. Sostienen que es característico de la persona ser pudorosa. El pudor es como la salvaguarda de la intimidad, la prueba de que la persona tiene intimidad y no una existencia meramente pública. El pudor acompaña siempre a la persona y su desaparición comporta una disminución de la personalidad.

martes, 22 de mayo de 2012

Iconografía sexual en el Antiguo Egipto


Aunque parezca lo contrario, la sexualidad en el Antiguo Egipto no era liberal ni mucho menos. Se mostraban permisivos en este caso, pero la homosexualidad era condenada a menos que se realizara en el Palacio Real y la iconografía nos muestra el amor como forma de vida, pese a que muchos autores de la antigüedad le dedicaran cantos y poemas al erotismo cuasi “libre”. Estos son los rasgos característicos de la sexualidad en el Antiguo Egipto y si bien debemos ampliar mucho más esta información, podemos tener así un acercamiento a una de las culturas más fascinantes de toda la Historia en un aspecto de su vida cotidiana.

Cómics eróticos


Se llama historieta o cómic a una «serie de dibujos que constituyen un relato», «con texto o sin él», así como al medio de comunicación en su conjunto. Partiendo de la concepción de Will Eisner de esta narrativa gráfica como un arte secuencial, Scott McCloud llega a la siguiente definición: «Ilustraciones yuxtapuestas y otras imágenes en secuencia deliberada con el propósito de transmitir información u obtener una respuesta estética del lector». Sin embargo, no todos los teóricos están de acuerdo con esta definición, la más popular en la actualidad, dado que permite la inclusión de la fotonovela y, en cambio, ignora el denominado humor gráfico.

viernes, 18 de mayo de 2012

Vida sexual en el Antiguo Egipto


A diferencia de otras civilizaciones antiguas, los egipcios no solían representar sus costumbres o prácticas amorosas en sus manifestaciones artísticas. Así, no encontraremos en Egipto nada parecido a los explícitos relieves hindúes, ni a las desinhibidas orgías griegas o romanas. Esto no significa en modo alguno que fueran un pueblo que no demostrara interés por estos aspectos, ya que, como en toda cultura antigua, se daba importancia extrema al hecho de la procreación, debido al alto índice de mortalidad infantil. Se calcula que una mujer en Egipto tenía una media de 5-7 hijos durante su periodo fértil, muchos de los cuales no sobrevivían los dos años. También hay que tener en cuenta que desde el punto de vista arquológico del Antiguo Egipto se ha conservado muy bien la parta de las necrópolis en vez de la parta en donde se desarrollaba la vida diaria por la especial configuración de este país formado por la zona fértil del río Nilo y el desierto, por lo tanto en parte la percepción que tenemos de los antiguos egipcios esta centrada en el tema funerario y tendemos a no tener en cuenta lo intensa que era su vida. Pero vamos a ver este tema por jerarquías, empezando por lo más alto, es decir, los dioses.

miércoles, 9 de mayo de 2012

El graffiti erotico de Hatshepsut


Hatshepsut, reina-faraón de la dinastía XVIII de Egipto. Quinta gobernante de dicha dinastía, reinó entre. 1479 a. C. a 1457 a. C. Gobernó con el nombre de Maatkara Hatshepsut, y llegó a ser la mujer que más tiempo estuvo en el trono de las "Dos Tierras". El nombre de Hatshepsut con el que se la reconoce hoy en día en principio era un título con el significado de "La primera de las nobles damas", que también se presentaba en su forma completa de Hatshepsut Jenemetamón, esto es, "La primera de las nobles damas, unida a Amón". Es sobre todo conocida por su expedición al país de Punt y la construcción del Templo de Dair El Bahari. En una gruta cerca de este templo se ha encontrado un curioso gráfitti erótico de la época.

miércoles, 2 de mayo de 2012

La clave de la belleza universal

"Retrato de una Dama" de
Antonio Pollaioulo  (1432-1498)
El debate sobre qué identificamos como bello puede ser interminable. Por un lado, hay ciertos rasgos estéticos, especialmente en el arte, que consideramos universalmente bellos, pero también es bien sabido que la hermosura está en los ojos de quien mira. El dicho popular tiene razón... pero solo en parte. Una nueva investigación científica ha descubierto quela misma área del cerebro se activa en todos y cada uno de nosotros cuando nos conmueve la belleza, -por ejemplo, cuando admiramos un cuadro-, pero esta zona cerebral está al mismo tiempo relacionada con nuestro intereses personales, lo que puede explicar que las imágenes que nos motivan varíen según los individuos. La investigación, realizada por investigadores de la Universidad de Nueva York, aparece publicada en la revista Frontiers in Human Neuroscience y se puede descargar aquí.
Los investigadores presentaron ante un grupo de voluntarios, con diferentes edades y entre los que se incluían inexpertos en arte a personas con estudios de historia del arte, 109 imágenes de obras procedentes de una variedad de tradiciones culturales (americana, europea, india y japonesa) y de varios periodos históricos (desde el siglo XV hasta el pasado reciente). Las imágenes eran figurativas y abstractas, e incluían varias clasificaciones (por ejemplo, la figura femenina, masculina, un grupo mixto, naturalezas muertas, paisajes u obras abstractas). Con el fin de reducir al mínimo el reconocimiento, lo que podría dar respuestas sobre la base de la notoriedad del cuadro, no se utilizaron obras muy conocidas. De hecho, la mayoría no reconoció ninguna imagen.
Los sujetos evaluaron cada obra de arte en una escala de 1 (más bajo) a 4 (más alta) según les producía alguna emoción. Durante este período, los investigadores midieron la actividad neurológica de los sujetos utilizando imágenes de resonancia magnética funcional (fMRI). Después, los sujetos del estudio completaron un cuestionario de nueve puntos en el que calificaban cada obra según les había proporcionado alegría, placer, tristeza, confusión, temor, miedo, asco, belleza o lo sublime. Las valoraciones subjetivas mostraron un acuerdo muy bajo entre los voluntarios. Cada uno tenía sus propias impresiones.

Obras que conmueven

Sin embargo, las lecturas de la actividad del cerebro mostraron que las mismas regiones sensoriales del cerebro (occipito-temporal) respondieron sin importar la «nota» que los sujetos habían dado a la pintura. Pero en las obras que recibieron un 4 -lo que indica que la pieza realmente impresionó al individuo- la resonancia magnética demostró un proceso neurológico adicional. Mientras que los sujetos variaron en qué pinturas merecían la mayor nota, todas las obras mejor calificadas provocaron en el sujeto un aumento significativo de la actividad en una red específica de las regiones frontales y subcorticales, regiones que se activan «cuando pensamos en asuntos de interés personal, como nuestros rasgos de personalidad o ensueños, o cuando contemplamos nuestro futuro», explican los investigadores. Para ellos, esto puede explicar por qué cada uno de nosotros siente la belleza de forma diferente.

lunes, 30 de abril de 2012

Japón: Onanismo femenino


La mayoría de las mujeres se masturba estimulando la zona del clítoris. Una cuarta parte de ellas suelen añadir también el estímulo vaginal introduciéndose sus dedos para incrementar la sensación placentera. Pero el estímulo exclusivo de la vagina para masturbarse es un procedimiento minoritario, a pesar de lo que muestran las películas pornográficas. Las mujeres suelen utilizar los dedos para masturbarse. Estimulando el clítoris indirectamente al frotarlo a través del prepucio del clítoris o, menos frecuentemente, estimulando directamente el glande del clítoris. Suelen lubricarse los dedos, sobre todo si estimulan directamente el glande del clítoris, bien introduciéndolos de vez en cuando en la vagina para extender su humedad al clítoris o, bien, mojándolos con su propia saliva. La gran mayoría de las mujeres se masturban acostadas, o en el baño, y con las piernas abiertas, un 10% lo hace boca abajo y las piernas más juntas o muy juntas.

viernes, 27 de abril de 2012

Sexualidad y cultura

Con el ensayo "Anthropology Rediscovers Sex" la antropóloga S. Lindenbaum afirma que, con honrosas excepciones, la disciplina antropológica había sido incapaz de enfrentarse a las sorprendente diversidad sexual humana. Efectivamente, desde Malinowski hasta hasta el último tercio del siglo XX, el ensayo de Lindenbaum se publica en 1991, la sexualidad se construye al margen de la antropología.
El ensayo navega desde el paradigma del influjo cultural a la construcción social y cultural de la sexualidad lo que implica una mayor autonomía de la dimensión cultural y, lo más importante, un cambio fundamental de énfasis de lo universal a lo particular, no se trata de una apuesta por grandes teorizaciones sino de las singularidades de una sociedad concreta.
De un modo antropológico, todas las culturas crean con el fin de modelar la organización social, procesos sociales y políticos diversos, que establecerán lo permitido y lo prohibido. Los indicadores de restricción de la sexualidad, son muy diversos dependiendo del momento histórico y de la cultura. En virtud de tales indicadores se aceptaran, proscribirán o harán ilegales distintas conductas. De esto se puede inferir que son dos los procesos sociales que intervienen en la sexualidad:
  1. La sociedad, marca los límites de lo que es o no aceptable sexualmente, son los procesos reguladores del control corporal de los instintos.
  2. Los individuos (actores sociales), le permite abordar su propia sexualidad, son procesos reactivos, el individuo reacciona aceptando o rechazando lo que le es impuesto.
Hasta la publicación del ensayo de Lindenbaum y los trabajos de Manda Cesara la visión de la sexualidad tenía un componente biológico entreverado de una cierta visión cultural, pero en el que la biología resultaba determinante dentro de un modelo bipolar.
Pero las prácticas sexuales, con su elevada diversidad, desbordaban los límites del modelo bipolar con predominio biológico. La reproducción deja de ser el último objetivo y ya no puede establecerse como elemento diferenciador de hombre y mujeres.

Ensayo publicado por: Manuel Iriarte.

miércoles, 25 de abril de 2012

Psicobiología del amor: Conferencia del profesor Raul Espert (Barcelona 2012)


El sábado 21 de Abril de 2012 se impartío un seminario de 8 horas sobre las bases psicobiológicas del amor y del sexo bajo el auspicio de ISEP formación. Esta formación impartida es una pequeña parte de un curso de extensión universitaria de la Universitat de València( de 40 horas de duración) que en Julio imparten los profesores Dra. Marien Gadea y Dr. Raúl Espert.

lunes, 23 de abril de 2012

El sexo entre mujeres si entraña riesgos

Fotograma de la película 'Habitación en Roma', de Julio Medem.

La prevalencia de las enfermedades de transmisión sexual (ETS) entre las mujeres que tienen sexo con mujeres, independientemente de su orientación sexual, es similar a la de las heterosexuales. Sin embargo, la invisibilidad del colectivo, la falta de información y, muchas veces, de sensibilidad por parte de los facultativos lleva a la falsa percepción de que las prácticas sexuales lésbicas son seguras, con las consecuencias que esto puede tener para la salud.
"Nadie es inmune a las infecciones de transmisión sexual", asegura Rubén Sancho, Coordinador del Área de Salud y VIH-sida de la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB). "Las lesbianas, bisexuales y mujeres que tienen sexo con mujeres (MSM) también tienen riesgo y éste varía en función de sus prácticas sexuales, no de su identidad".

ETS frecuentes

Ése riesgo es exactamente el mismo que el de las mujeres heterosexuales, con una prevalencia de ETS que se sitúa entre el 10% y el 20%. Ésta es una de las conclusiones de un informe elaborado por la FELGTB sobre la sexualidad de las mujeres que mantienen relaciones con mujeres, que representan aproximadamente el 8% de la población, mientras que el 1,5% se identifica como lesbiana o bisexual, según estudios internacionales.
El trabajo, con un "carácter más reivindicativo que académico", según reconoce el propio Sancho, es un reflejo de la situación de invisibilidad en la que vive este colectivo. Ésta se manifiesta en la escasa información en la literatura científica y en la ausencia de datos sobre salud sexual de las MSM en España, que dificultan la identificación y caracterización de esta "epidemia silente" de ETS entre las MSM.
Uno de los estudios utilizados para elaborar este informe se publicó en la revista 'Sexual Health' en 2005 y es el mayor de cuantos se han hecho hasta la fecha. Cerca de 7.000 mujeres que se identificaron a sí mismas como lesbianas tomaron parte y un 17% había recibido al menos una vez un diagnóstico de una ETS. Las tricomonas fueron la infección más frecuente (6%), seguidas del virus del papiloma humano (4,8%), las clamidias (4,6%) y el herpes genital (3,3%).
En este trabajo no se incluyeron la candidiasis y la vaginosis bacteriana que, según otras investigaciones, son las infecciones que más se transmiten entre las mujeres, según apunta el informe de la FELGTB. Las consecuencias de estas enfermedades, que a veces pasan desapercibidas al no provocar síntomas, pueden llevar incluso a la infertilidad y, en muchos casos, obligan a tratar tanto a la paciente como a su pareja. Pero esto, cuando se habla de mujeres con relaciones homosexuales, no siempre sucede.
El caso de María (nombre ficticio) es el de tantas chicas que acuden a la consulta del ginecólogo. En su caso, le detectaron "un cúmulo de células sospechoso" en una revisión. "[La doctora] me dijo que podía ser una verruga u otra cosa pero que tenía que acudir cada seis meses para revisarlo", explica la joven a este medio, "porque podía tratarse del virus del papiloma humano".
Ella pensaba, algo habitual en el colectivo y la sociedad, que el VPH "sólo se transmite por sexo sin protección con hombres" pero, tal y como le explicó a la ginecóloga, ése no podía ser su caso. "Me preocupé porque, entonces, yo se lo podría transmitir a mi pareja y le dije que tal vez debería tomar precauciones, pero ella me dijo que no". La doctora tampoco consideró oportuno que la pareja de María acudiera a una revisión para evaluar su estado.

'Abandono sanitario'

Las ideas erróneas de María son frecuentes entre las mujeres, también entre las que tienen sexo con mujeres. "Muchas de ellas no acuden al ginecólogo porque piensan que estas prácticas no son de riesgo y algunas, cuando van, se encuentran con una atención deficiente", asegura Isabel Portero, médico que ha participado en la elaboración de este informe.
Ésta especialista califica la situación en la que se encuentran las MSM de "desamparo sanitario" provocado por un "desconocimiento genuino" de los facultativos. "Se han hecho asunciones equivocadas. La primera es que todas las mujeres son heterosexuales, y en eso se basa el funcionamiento del sistema sanitario. Esto supone una barrera a la hora de hablar de prácticas homosexuales", a la que hay que sumar el miedo y los prejuicios. "La segunda –continúa– es que se piensa que el riesgo de las relaciones entre mujeres es cero".
Esta falsa percepción de seguridad forma parte del imaginario colectivo, también de las MSM. En un estudio publicado en 'Journal of The Gay and Lesbian Medical Association', el 84% de las 500 participantes dijo que no había incurrido en ninguna práctica de riesgo en sus relaciones durante el último año y el 61% declaró no haberlo hecho en toda su vida.
Sin embargo, como subrayan desde la FELGTB y en contra de la creencia popular, existen prácticas de riesgo en las relaciones lésbicas, además de los factores que afectan a cualquier individuo, independientemente de cómo se identifique: número de parejas sexuales, presencia de una ETS, uso de drogas, etc.
"Es surrealista asociar las infecciones de transmisión sexual sólo con el coito clásico", se lamenta Portero. Pero es muy frecuente.

Actitudes erróneas

Estas suposiciones llevan a las MSM a tomar muchas menos precauciones en la cama. Aunque la información disponible al respecto es escasa, la publicada hasta la fecha arroja porcentajes muy bajos. Un trabajo publicado en 'American Journal of Public Health' habla de un 11% de mujeres que había utilizado un método de barrera con otra mujer. En otro, sólo un 7% lo había usado y un 21% lo había sugerido a sus parejas. Incluso aquéllas que tienen sexo con hombres –un 80% de las que se consideran lesbianas lo ha hecho alguna vez– "se protegen menos que las exclusivamente heterosexuales", subraya Sancho.
"Estos datos nos dicen que tenemos que ponernos manos a la obra", reconoce. "Por un lado, hay que trabajar con las administraciones para que la salud sexual y reproductiva en España no se limite a lo último".
En el terreno médico, indica Portero, "tendría que existir un apartado específico sobre las ETS en el colectivo gay, lésbico, transexual y bisexual", cosa que la inmensa mayoría de los planes de estudios obvia, según un estudio publicado el pasado mes de septiembre por la revista 'JAMA'. Junto con una mejor educación de los profesionales sanitarios, desde la FELGTB consideran necesario poner en marcha campañas de sensibilización de las mujeres que tienen relaciones homosexuales para que acudan a los controles ginecológicos a los que debe someterse cualquiera sexualmente activo.
"Las MSM se han situado al margen y también la sociedad las ha colocado fuera", señala Sancho. "Pero la idea de que la identidad es un elemento protector es falsa –continúa– así que la actitud frente a las ETS, tanto de los profesionales como de las mujeres, debe ajustarse a las prácticas y no a la orientación sexual".

Publicado por Cristina de Martos en el diario El Mundo.

jueves, 19 de abril de 2012

¿Por qué somos infieles?

Una investigación sobre la infidelidad hecha por la Facultad de Psicología y el Instituto de Investigaciones Sociales de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) revela que el ser infiel se debe tanto a factores genéticos, como biológicos, químicos, psicológicos, ambientales, sociales y culturales.
Asimismo, el estudio refiere que el bonito arte de pintar el cuerno va en aumento en el país, donde 15% de las mujeres y 25% de los hombres han sido infieles tanto física como emocionalmente, aunque si se trata sólo de “sentimientos”, la cifra aumenta a 35% para ellas y 45% para ellos.
Pero por qué es que las chicas buscan integrar a un tercero. Veamos, en orden de importancia, esto es lo que el estudio arroja: por problemas de comunicación con la pareja, insatisfacción sexual, falta de amor, porque les atrae alguien más, por dinero y por venganza ante una infidelidad previa.
Y ahora vayamos del otro lado. Ellos, meten la pata, primero, porque se sienten atraídos por otras personas, tienen mala comunicación con su pareja, no están satisfechos sexualmente, se sienten faltos de amor, creen que la higiene de su pareja no es la mejor, por problemas económicos y por vengar alguna infidelidad.
Ellas son infieles porque buscan cariño, comprensión y afecto. Ellos, para buscar placer y refrendar aquello de ser hombre.
En cuanto a los lugares que “propician” la infidelidad, el estudio de la UNAM arroja que en primer lugar lo ocupan los centros de trabajo, seguidos de los bares y gimnasios.
La investigación se hizo durante un año entre 300 parejas de entre 25 y 40 años de edad que están casadas, viven en unión libre o mantienen un noviazgo.

¿Postura del misionero? Imaginación al poder


La posición del misionero es una de las posturas sexuales que más garantiza el embarazo, ya que la cabeza del pene se sitúa muy cerca del cuello del útero y se inclina durante el orgasmo hacia la parte superior dilatada de la vagina, donde se recoge el esperma después de la eyaculación. Esta postura sexual recibe su nombre a raíz de la historia de la invasión española a América. Los nativos de este continente separaban sus prácticas sexuales de los fines meramente reproductivos. La fundamentación del sexo los llevo a practicar posturas sexuales que, en si mismas, sean menos efectivas para la fecundación, permitiendo un goce más frecuente del sexo sin la consecuencia de nacimientos no buscados. La llegada de los misioneros y la fundamentación del sexo cristiano únicamente como forma de reproducción imponían posturas sexuales ideales para la fecundación segura y la frecuencia menor de contacto genital entre las parejas.

Ampliación del punto G: colageno vaginal


Las cirugías relacionadas con el ‘rediseño’ genital se habían venido practicando en secreto desde hace varios años, en algunas clínicas en el mundo, sobre todo si la consulta obedecía a un problema que ocasionaba graves molestias a la paciente en su vida cotidiana. Sin embargo, es ahora cuando empieza a percibirse una creciente demanda. Muchos expertos ya habían vaticinado que esta moda, procedente de EEUU y Brasil, no tardaría en llegar a España y ahora a Latino América. En Hollywood, el doctor David Matlock, asegura haber reconstruido la vagina, reducido los labios, arreglado el himen o multiplicado el placer a más de 50.000 mujeres por medio de una inyección de colágeno en el punto G.

Japón: La soledad de las parejas


No es normal que un japones o japonesa lleve a su pareja cuando va con sus amigos, para que se conozcan o para disfrutar de todos juntos, asi pues puede pasar un año antes de que conozcas a los amigos de tu pareja. Del mismo modo los amigos tienen prioridad y si hay una cita previa con los amigos raramente se cancelará para cambiarla por un encuentro con la pareja. Respecto a la manera de demostrar el cariño también es muy diferente. Como los tiempos cambian hoy por hoy es más normal encontrar parejas que caminan de la mano pero aún así la cantidad es muy pequeña. Ver a dos japoneses abrazándose o besándose en la calle en materialmente imposible. La frecuencia de las relaciones sexuales ha ido descendiendo al mismo vertiginoso ritmo que ha aumentado la industria del sexo solitario (pornografía, robots y juguets sexuales). ¿Es este el futuro que nos espera?